Transplante de células madre humanas logra detener el Parkinson en los monos

 

Los monos que sufren de la enfermedad de Parkinson mostraron una marcada mejoría cuando células madre embrionarias humanas fueron implantadas en sus cerebros. Eso fue lo que encontró un grupo de investigadores japoneses que publicaron sus resultados en la revista Stem Cells.

El equipo de científicos trasplantaron las células madre en cuatro primates que sufrían de la enfermedad de Parkinson. Los monos tenían una sacudida violenta de sus miembros, un síntoma clásico de la enfermedad de Parkinson, y además eran incapaces de controlar su cuerpo. Luego del tratamiento comenzaron a mostrar mejoras en su control motor después de unos tres meses. Unos seis meses después del trasplante, las criaturas eran capaces de caminar alrededor de sus jaulas.

La enfermedad de Parkinson es una enfermedad neurológica progresiva ligada a una disminución en la producción de dopamina en el cerebro. Actualmente no existe una solución médica a esta caída en el neurotransmisor clave. Esta condición que afecta generalmente a personas mayores, obtuvo un mayor reconocimiento público cuando el actor de Hollywood Michael J. Fox reveló que era una víctima de la enfermedad.

Los científicos dijeron que en el momento del implante alrededor del 35% de las células madre ya había crecido en las células neuronales dopaminérgicas, y alrededor del 10% seguía con vida después de un año. El reto antes de aplicarlo a un estudio clínico en humanos es aumentar el número de células neuronales dopaminérgicas que pueden implantarse para prevenir el desarrollo de los tumores.

Si bien hasta ahora habían utilizado células madre embrionarias, que son cosechadas a partir de fetos, es probable cambiar a células madre pluripotentes inducidas, que se crean a partir de la piel humana, para el ensayo clínico. Los científicos dijeron que el uso de células madre embrionarias humanas como un tratamiento para el cáncer y otras enfermedades es una gran promesa, pero el proceso ha sido criticado por grupos religiosos conservadores. Los opositores dicen que la cosecha de las células, que tienen el potencial de convertirse en cualquier célula en el cuerpo humano, no es ético porque implica la destrucción de un embrión. El gobierno japonés no tiene actualmente directrices sobre el uso de células madre humanas en la investigación clínica.

Referencia

Doi D, Morizane A, Kikuchi T, Onoe H, Hayashi T, Kawasaki T, Motono M, Sasai Y, Saiki H, Gomi M, Yoshikawa T, Hayashi H, Shinoyama M, Mohamed R, Suemori H, Miyamoto S, Takahashi J. Prolonged Maturation Culture Favors a Reduction in the Tumorigenicity and the Dopaminergic Function of Human ESC-Derived Neural Cells in a Primate Model of Parkinson’s Disease. Stem Cells. 2012 Feb 10. doi: 10.1002/stem.1060.

Artículo escrito por:

- quién ha escrito 581 artículos en bioBlogia.

Francisco P. Chávez Profesor Asistente, Laboratorio de Microbiología Molecular y Biotecnología Departamento de Biología Facultad de Ciencias Universidad de Chile

Contactar al autor

Enviar respuesta

advert

bioBlogia

Francisco P. Chávez Ph.D
Departamento de Biología
Facultad de Ciencias
Universidad de Chile
microbioblogia [at] gmail.com
http://about.me/bioBlogia

Subscripción bioBlogia