Categoría | Curiosidades, Vida extrema

Ecolocalización que permite orientarse a los murciélagos es más compleja de lo que se pensaba

 

Un nuevo estudio publicado en línea en la revista de acceso abierto PLoS Biology , revela que la forma en que los murciélagos de la fruta utilizan el biosonar para poder “observar” su entorno es mucho más avanzado de lo que se pensaba.

El estudio examina murciélagos de la fruta egipcios (Rousettus aegyptiacus), que utilizan la ecolocalización para orientarse dentro de sus cuevas y para encontrar las frutas oculta en las ramas de los árboles. Su alta frecuencia forma un haz de sonar que se propaga a través de un área en forma de abanico, y los ecos de retorno les permite localizar e identificar los objetos en esa región.

Teniendo en cuenta que estos murciélagos se considera tienen poco control sobre sus vocalizaciones, los científicos se han preguntado sobre la forma en que son capaces de navegar a través de entornos muy complejos.

El equipo de investigación señala que estos murciélagos se adaptan a la complejidad del entorno mediante dos tácticas. En primer lugar, modifican el ancho de su haz de sonar, de forma similar a los seres humanos pueden ajustar su foco de atención con el fin de detectar, por ejemplo, un amigo en una habitación llena de gente. En segundo lugar, modificando la intensidad de sus emisiones. Este trabajo pone de manifiesto un nuevo parámetro en el control adaptativo de la ecolocación de murciélagos.

El equipo de científicos capacitó a cinco murciélagos egipcios para localizar y aterrizar en una esfera de plástico del tamaño de un mango colocado en varios lugares en una habitación grande y oscura equipada con una serie de 20 micrófonos que registraban las vocalizaciones. En una serie de experimentos, los investigadores simularon un bosque lleno de obstáculos alrededor de la esfera con dos redes de difusión entre los cuatro polos. Para alcanzar el objetivo, los murciélagos volaron a través de un estrecho corredor cuya anchura y orientación variaron de un ensayo a otro.

Este mayor “campo de visión” permitió a los murciélagos poder realizar un mejor seguimiento de la esfera y los polos al mismo tiempo, y evitar las colisiones durante el aterrizaje.

Este es el primer informe, en cualquier sistema sensorial, de un aumento de los activos en el campo de vista en respuesta a cambios en la complejidad del medio ambiente. Aunque estos nuevos hallazgos pueden ser exclusivos de los murciélagos de la fruta de Egipto a causa de sus rápidos movimientos de la lengua, los autores explican que sus resultados sugieren que la detección activa del espacio por los animales pueden ser mucho más sofisticado de lo que se pensaba y llaman a un nuevo examen de las teorías actuales de la orientación espacial y la percepción.

Referencia

Yossi Yovel, Ben Falk, Cynthia F. Moss, Nachum Ulanovsky. Active Control of Acoustic Field-of-View in a Biosonar SystemPLoS Biology, 2011; 9 (9): e1001150 DOI: 10.1371/journal.pbio.1001150

Artículo escrito por:

- quién ha escrito 581 artículos en bioBlogia.

Francisco P. Chávez Profesor Asistente, Laboratorio de Microbiología Molecular y Biotecnología Departamento de Biología Facultad de Ciencias Universidad de Chile

Contactar al autor

Enviar respuesta

advert

bioBlogia

Francisco P. Chávez Ph.D
Departamento de Biología
Facultad de Ciencias
Universidad de Chile
microbioblogia [at] gmail.com
http://about.me/bioBlogia

Subscripción bioBlogia